Total: 0,00 
Total: 0,00 

Rosa de Jericó grande

6,50 

La Rosa de Jericó es ideal y muy beneficiosa para bendecir el hogar, ahuyentar las malas influencias, atrae abundancia….

Descripción

La Rosa de Jericó es ideal y muy beneficiosa para bendecir el hogar, ahuyentar las malas influencias, atrae abundancia en los negocios, confiere poder y paz al hogar. Es la planta de la resurrección.

Es considerada la Rosa de Jericó, como el amuleto de protección que está vivo, y por consiguiente nos ayudará más al ser una planta. La misma se utiliza como un amuleto que nos ayudará a que en donde la coloquemos, nos quite la negatividad que tengamos en nuestra casa o negocio.

Al mismo tiempo, ella absorberá la negatividad, envidias o cosas negativas que nos deseen. También se puede utilizar para que nunca nos vaya mal la parte económica, o el trabajo.

Historia de la rosa de Jericó

Se dice que aproximadamente durante el segundo milenio antes de Cristo, comerciantes y hacendados de esta ciudad la traían desde otros lugares lejanos como un poderoso amuleto que utilizaban para bendecir sus casas y sus negocios.

Durante esta época la ciudad de Jericó se encontraba sumida en un gran esplendor, la planta adquirió cada vez más fama y terminó por adoptar el nombre de la ciudad que con tanto ardor la acogió.

Es una planta con pequeñas flores blancas que no suelen alcanzar los quince centímetros de altura. Cuando ha florecido, las hojas caen y las ramas se contraen curvándose hacia el centro hasta que toma una forma globosa.

En esta fase de su desarrollo el viento del desierto las arranca del suelo y las arrastra a su merced convirtiéndolas en eternas viajeras que se desplazan por estepas y desiertos de otros países y continentes sin respetar fronteras.

Pueden permanecer cerradas y secas durante muchísimos años hasta que la humedad o el contacto con el agua vuelve a abrirlas haciendo que recobren su frescura y su belleza. Es entonces cuando extienden de nuevo sus ramas, abren los frutos y dispersan las semillas, como si volviesen a nacer. Por eso también se la conoce como “planta de la resurrección”.

Desde tiempos remotos se utilizaba como elemento adivinador del clima, ya que al ser un vegetal higrómetro, el sabio o chamán, lo pronosticaba con acierto. En tiempo seco la planta permanece completamente cerrada; en tiempo húmedo, se abre con lentitud; si amenaza lluvia, se abre de manera muy vistosa y con más o menos rapidez según sea la proximidad de descarga de las nubes.

La historia cuenta que antiguamente los comerciantes de esta ciudad las traían de Arabia como preciados talismanes para bendecir sus casas y negocios.

Cuidados de la rosa de Jericó

Cuando la reciba, debe de colocarla debajo de un grifo, a fin de poderla limpiar de tierra e impurezas que tenga, y después colocarla en un bol, o pecera con agua, y a los pocos días veremos como la misma se abre.

La Rosa de Jericó no debe estar nunca sumergida en agua completamente, pese a que muchos ejemplares pueden soportarlo. Este es uno de los errores más frecuentes que suelen cometerse cuando se adquiere esta planta sin conocer sus cuidados.

WhatsApp
¿En que podemos ayudarte?
Cart
Your cart is currently empty.

¿Desde dónde estás comprando?